Buscador de Castillos

martes, 30 de abril de 2013

La leyenda de la misteriosa calle de Sevilla

Leyendas españolas. Leyendas en el tiempo. Leyendas web.

La leyenda de la misteriosa calle de San Luis de Sevilla.
Sevilla es una ciudad muy antigüa.
Ya estuvo habitada por los antigüos iberos, y los romanos la llamaron Hispalis.
Con esta historia tan antigüa, no es de extrañar que existan ciertas zonas, ..digamos.."misteriosas."
En la calle de San Luis, calle antiquísima, por la que ya paseaban nuestros antigüos Reyes católicos, situado en el casco antigüo de Sevilla, oscura, larga y misteriosa, ocurren fenómenos extraños desde siempre, aunque no se halla hablado mucho de ello.
Ocurrió hace poco tiempo, se derribó un edificio para construir otro nuevo y al comenzar las obras, aparecieron restos arqueológicos muy antigüos, entre ellos se encontró una tablilla romana que decía "No turbar la paz de este lugar", y un  montón de vasijas con restos humanos. Era un antigüo cementerio romano.
Las obras se reanudaron y comenzaron a suceder fenómenos extraños. Las herramientas de trabajo desaparecían y aparecían en otros lugares, los perros no querían ni acercarse, hasta el punto que salían corriendo y ahuyando como si les pegaran., los vigilantes nocturnos fueron presa del pánico y ninguno quería vigilar la obra alegando que se veían sombras, apariciones espectrales y luces misteriosas entrada ya la noche cerrada. Este hecho hizo que muchos de ellos cayeron enfermos de los nervios pidiendo la baja laboral por estres. Las obras núnca se pudieron terminar.
Los vecinos de esta calle no hablan, ni comentan, pero es de todos sabido que por las noches se oyen ruidos raros, susurros, pasos, sombras extrañas  y la sensación de que hay alguien observandote.
Para colmo, en esta calle han sucedido varias muertes misteriosas.
Hubo un vecino, en la  década de los 90, que aseguraba que veía enfrente de su casa una serie de apariciones luminosas que le tenían amenazado y querían atraparlo. Una noche, el hombre perdió el buen juicio y con un cuchillo de caza apuntando a su pecho, se tiró contra la pared muriendo así.
Otro caso fue el del comerciante afeminado que se encontró asesinado dentro de un baúl metálico en el interior de su casa.
Una calle curiosa, ¿no os parece..?
Aquí os dejo un video....:)