Buscador de Castillos

jueves, 24 de abril de 2014

Leyendas del antiguo Castillo de Chillingham

Leyendas Españolas. Leyendas de castillos Medievales. Castillos Encantados. Viajar por la Historia.

Bueno ya se que a todos os gustan las historias de castillos españoles pero hoy me he encontrado con este castillo encantado y no me he resistido a publicarlo.
Se trata de

Leyendas del antiguo Castillo de Chillingham


El Castillo de Chillingham es conocido como "el castillo más embrujado de Inglaterra", el Castillo de Chillingham, situado en Northumberland, al norte del país, ha ganado una gran fama por su variada colección de almas en pena.
Este castillo medieval fue originalmente un monasterio. 
Situado entre la frontera de Inglaterra y Escocia, fue una zona estratégicamente muy importante. 
Fue asaltado varias veces por los escoceses y los ingleses lo utilizaron como pasaje para ir a Escocia.
Durante los siglos la estructura ha tenido muchos cambios. 
En 1344 el rey Eduardo III ordenó que se fortificara el castillo. 
Cuando las coronas de Inglaterra y Escocia se unieron, el castillo no tenía fines militares y se convirtió en una residencia. 
En este período fue llenado el foso.
En 1617 el rey James Charles Stuart, el primer rey de Inglaterra y Escocia, se quedó en el castillo durante una visita que hizo a sus dos reinos. 
En el siglo XVIII fueron realizados los jardines a la italiana.
Durante la Segunda Guerra Mundial, el castillo fue utilizado como cuartel. 




El fantasma más famoso del castillo es el "chico azul", que según los propietarios solía encantar la Pink Room del castillo. 
Los inquilinos dicen haber visto flases azules y un halo de luz azul sobre sus camas tras un fuerte aullido. 

Se dice que estas apariciones cesaron después de que los trabajos en unos arreglos que se estaban realizando en el castillo, descubrieran los cuerpos de un hombre y un joven atrapados dentro de un muro de 3 metros de grosor. 
Los propietarios dicen que también habita allí el fantasma de John Sage, un antiguo torturador.
John Sage era muy famoso en el año 1200. 
Su forma de torturar era muy conocida por todos.
Se le conocía como “Drag Foot” porque, aunque fue herido por una lanza en una pierna, siguió siendo el verdugo del castillo durante 3 años de manera implacable.
Torturaba a más de 50 personas a la semana. 
Fue ahorcado en el castillo frente a una multitud de gente a lo largo de Milla del Diablo (Devil’s Mile).

Otro conocido fantasma que habita en el castillo es el de Lady Mary Berkeley.
Una dama blanca que se aparece pidiendo agua.
En 1400, una habitante del castillo, la señora Tankerville, notó presencias extrañas en el castillo. Hizo que levantaran el suelo de su biblioteca, ya que estaba convencida de que bajo el suelo había algo. Y allí mismo se encontraron
los huesos de dos personas.

Se ha hablado mucho del "Muchacho Triste", cuyos gritos de agonía resuenan a medianoche a través de un pasaje interior del castillo, cerca de una modernas dependencia de buffet auto-servicio con que cuenta hoy. 
Se dice que en la habitación contigua, después oírse los gritos, una luz tenue rodea una cama con dosel y aparece una imagen del muchacho durante unos segundos. Para terror de los lectores, hace unos años se descubrieron los huesos del muchacho ocultos tras una pared en una habitación contigua a donde suelen producirse los ruidos fantasmagóricos.

En el castillo hay la sala de torturas donde se guardan los antiguos instrumentos de tortura, como el Iron Maiden, La dama de Hierro.



Fue la residencia de la familia Grey y sus descendientes, también conocidos como Earl of Tankerville, desde el siglo XIII hasta 1980.

El castillo fue atacado por William Wallace, héroe escocés conocido por la película Braveheart.
En 1298 el rey Eduardo I se quedò en el castillo antes de ir a Escocia para hacer la guerra contra William Wallace.

En el siglo XVII con la unión de los reinos de Inglaterra y Escocia, el castillo no tenía fines militares y se convirtió en una residencia.

En 1980 el castillo fue comrpado por Sir Humphry Wakefield cuya esposa es una remota descendiente de la familia Grey.

El museo del castillo guarda numerosas armas y objetos curiosos y algunas habitaciones se han restaurado y amueblado como en la época isabelina.

La habitación más antigua es la de Eduardo I. 
Aquí había un compartimiento secreto donde estaban escondidos 125 documentos isabelinos.

En el castillo de Chillingham hay apartamentos que se pueden alquilar para vacaciones.